17 nov. 2011

RB SIGUE TRABAJANDO EN LA FLEXIBILIDAD DE SU ALERÓN DELANTERO

Aunque los tests de jóvenes pilotos que se están disputando en Abu Dhabi son en teoría para evaluar a jóvenes pilotos, los equipos aprovechan estos tests, los primeros desde que comenzó la temporada, para obtener todos los datos posibles sobre sus coches. En el caso de Red Bull hemos podido ver un completo sistema para estudiar los efectos aerodinámicos de la flexibilidad del alerón delantero.


Controlar el flujo de aire alrededor de las ruedas delanteras es crítico con los anchos alerones delanteros que se introdujeron en 2009. Las cada vez más complicadas derivas laterales dirigen el flujo alrededor de las ruedas delanteras, y su efecto varía de gran manera dependiendo de su altura al suelo, es decir, cuando el alerón flexiona a alta velocidad el flujo varía. Estas variaciones son enormemente importantes y por eso estas pruebas son críticas para comprender cómo el flujo de aire pasa alrededor de las ruedas con diferentes alturas del alerón.

Con la prohibición el año que viene de los difusores soplados, la flexibilidad del alerón delantero será un factor clave para mejorar el rendimiento de los coches.

El sistema de adquisición de datos está compuesto por dos cables ajustables que pueden limitar la flexión del alerón a diferentes alturas, para estudiar el flujo del aire con diferentes alturas del alerón delantero. Sensores láser que miden la altura al suelo, colocados en el centro y los extremos del alerón confirman la altura del alerón en cada momento y su ángulo de ataque, mientras que un soporte con múltiples sensores que miden la velocidad del aire por detrás del alerón estudian el flujo aerodinámico. Con estos estudios se puede crear un mapa del flujo que crea el alerón con diferentes alturas e inclinaciones. Los datos son comparados con los arrojados por la DCF (dinámica computacional de fluidos) y el túnel de viento para decidir cómo conviene que flexione el alerón que construirán para el 2012.

Estando cada extremo del alerón sujeto por dos cables, uno que sostiene el plano principal y otro el flap, el alerón puede ser controlado tanto en su flexión hacia abajo como en su ángulo de ataque para reproducir diferentes rigideces a flexión y torsión del futuro alerón.

Para estos tests el RB7 montaba cinco sensores de altura en el alerón. El que va montado en la parte central mide la altura real del alerón poque esta zona no flexiona. Por otra parte tenemos dos sensores montados en cada deriva lateral, uno en la parte delantera y otro en la trasera. La diferencia de altura entre la parte central del alerón y sus extremos nos proporcionará información sobre cuánto esta flexionando el alerón, mientras que la diferencia de altura entre los dos sensores situados en los extremos del alerón nos mostrarán la variación en el ángulo de ataque.


Con los movimientos del alerón controlados por los cables y los sensores, el soporte con los sensores de velocidad del aire miden el flujo que aire proveniente del alerón, estudiando los efectos de su flexión, torsión y variaciones de altura.
Fuente: scarbsf1, fórmulaf1

No hay comentarios:

Publicar un comentario