11 jul. 2011

WEBBER IGNORÓ LAS ÓRDENES DE SU EQUIPO

Si este año las aguas parecían más tranquilas en Red Bull después de que varias polémicas salpicaran al equipo el año pasado, parece que el ambiente se vuelve a calentar de nuevo. Todos recordamos el “no está mal para ser el piloto número dos” de Webber cuando venció en Silverstone el año pasado después de que el equipo le quitara a su coche la última evolución del alerón delantero para colocársela a Vettel cuando a éste se le rompió el suyo, o el accidente entre los dos compañeros en Turquía.


Este domingo, en el GP de Gran Bretaña, Red Bull ha pedido a Mark Webber que se mantuviera detrás de Vettel cuando le estaba alcanzando en las últimas vueltas del GP, a pesar de que en 2010 el equipo se hartó de presumir de no dar órdenes de equipo. Pero el australiano, que no se suele andar con tonterías con estos temas, ha pasado olímpicamente de las instrucciones del equipo y ha realizado varios intentos de superar a su compañero, aunque sin éxito.

Mark ha dicho que ha recibido “probablemente cuatro o cinco mensajes” pidiéndole que no atacara a Vettel, algo con lo que no estaba para nada de acuerdo: “Por supuesto, no hice caso al equipo porque quería intentar y lograr adelantarle. Vettel estaba dando el máximo, yo estaba dando el máximo para pasar al hombre de enfrente. Sólo quiero competir hasta el final. A falta de cuatro o cinco vueltas comenzaron a pedirme que mantuviera mi posición“.
Fuente: fórmulaf1

No hay comentarios:

Publicar un comentario