13 jul. 2011

Hamilton redactará su nuevo contrato con McLaren: cobrar igual, o más, y trabajar menos

Lewis Hamilton necesita unas vacaciones. El piloto británico llegó exhausto a 'su' gran premio, el que este domingo corrió en casa. Los compromisos publicitarios han generado cierto estrés al que fuera campeón del mundo en 2008 y, como el que está cansado de su situación laboral, ha dicho en alto las cuatro cosas que piensa decirle a su jefe si quiere contar con él en el futuro: "Cuando firme mi contrato con McLaren van a estar sorprendidos de la cantidad de días en los que no me podrán hacer trabajar. Haré mucho menos. Corro el peligro de quemarme. Firmaré con McLaren, pero habrá que hacer cambios".

"¿Estoy mayor? Puede ser. ¿He entrenado? No, no he entrenado en las últimas dos semanas. Pero lo importante es que los patrocinadores están contentos", dijo irónicamente el británico este sábado, tras hacer el décimo puesto en la calificación.

El número uno de McLaren cree tener una posición lo suficientemente sólida como para exigir a su equipo. Ha sido campeón del mundo, su habilidad al volante está contrastada y asegura a su escudería podios y pelear cada año por el mundial. En definitiva, considera que pocos pilotos podrían aportar tanto a los de Woking como él mismo. Esos son los argumentos que tiene el inglés para subir un escalón en cuanto a galones se refiere.

En desventaja con el resto de pilotos

"Acabo de llegar de la última carrera y he tenido sólo un día o dos de descanso. Estoy seguro de que si miramos en el paddock no habrá muchos pilotos que hayan trabajado tanto como yo en las últimas dos semanas", aseguró el británico cuando pisó Silverstone la semana pasada.

Las quejas vienen semanas después de que flirteara en el motorhome de Red Bull con la escudería austriaca. "Las posibilidades de ver a Vettel y Hamilton en Red Bull van de casi ninguna a ninguna", aclaró Christian Horner en Inglaterra. El piloto de 26 años finaliza contrato en 2012 aunque, de no ganar este mundial (algo bastante probable), tiene el derecho a rescindirlo unilateralmente al finalizar la presente campaña.

Su encuentro en Canadá con Red Bull fue típico de una negociación. Advirtió a su actual equipo que puede moverse por el paddock con libertad y hablando con grandes escuderías y que, pese a los resultados en la pista, McLaren no podría negociar un contrato con él a la baja. Ahora, con esta petición hecha pública en Silverstone, vuelve a repetir que es él, y no McLaren, quien debe escribir ciertas cláusulas en su contrato. Su nuevo representante ya se encargará de que cobre, como mínimo, lo de ahora.

Fernando Alonso hizo lo mismo en 2006

Es un paso que dio Fernando Alonso en 2006, cuando los compromisos publicitarios le sobrepasaron. El asturiano pidió a Flavio Briatore liberar su agenda para centrarse más en las carreras.

En la Scuderia, el piloto que más veces es utilizado para este tipo de eventos es Marc Gené. Por ejemplo, en unos días el de Sabadell estuvo exhibiendo el Ferrari de 2010 en el festival de velocidad de Goodwood y el de 2003 en la inauguración de las nuevas instalaciones de la concesión C. de Salamanca en Marbella (fin de semana anterior y jueves, respectivamente). De la localidad malagueña voló directamente a Silverstone.

En cuanto a Red Bull, a casi todas sus exhibiciones acuden pilotos de Toro Rosso. Sin ir más lejos, Sebastien Buemi pilotará un Red Bull el 17 de julio en Sochi (donde se celebrará el GP de Rusia a partir de 2014). El 20 de junio fue Jaime Alguersuari el que hizo lo propio en Honk Kong y el día 4 de ese mismo mes el piloto suizo por Japón (con accidente sin consecuencias incluido).

Hamilton espera trabajar más en la pista que de relaciones públicas de McLaren. La económica, es una parte obligatoria de la Fórmula 1 y de la que sólo unos pocos privilegiados pueden librarse. La F1 no sólo significa acelerar al máximo un monoplaza, como dijo Ayrton Senna, "hay política y dinero. Sólo cuando aprendes a vivir con ello, se puede disfrutar de la Fórmula 1".

Fuente: elconfidencial.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario